Que la Administración pueda seguir licitando telemáticamente

por | Última actualización el 15 May 2020 a las 1:59PM | Publicado el 14 Apr 2020 | Adjudicaciones, Opinión, Profesión | 0 Comentarios

Hace ya unos cuantos días que nos encontramos sin poder salir con normalidad a la calle. Se suceden las prórrogas del estado de alarma y en el vivaracho barrio de Arganzuela se ha instalado una melancólica monotonía. A nuestros días les siguen faltando 5 o 6 horas y nos sentimos muy afortunados, pero ello no tapa el hecho de que la licitación de obra pública en España haya frenado en seco.

Queremos rescatar en este post un pequeño fragmento de una de las intervenciones de la sesión plenaria del día 9 de abril en el Congreso de los Diputados en la que se ha votado la tercera prórroga del estado de alarma.

El séptimo diputado en intervenir ha sido Joan Baldoví Roda, del cual ya hablamos en un artículo anterior sobre su intervención en la moción de censura en la cual también hizo mención a las licitaciones y a los concursos públicos. Su señoría de Compromís tiene un cierta inquina en que las licitaciones públicas funcionen y lo hagan justamente -¡menudo disparate…!-, de ahí que sea un tema recurrente en algunas de sus intervenciones en el Congreso. Estas han sido sus palabras:

Ésta creo que es una propuesta absolutamente que se puede implementar ya: que la Administración pueda seguir licitando telemáticamente para no contribuir ahora a frenar la economía, para que cuando salgamos se puedan empezar ya las obras. Y pongo un ejemplo: una escuela pública. Si se puede seguir licitando ahora, si se puede seguir trabajando, cuando salgamos podrán empezar las obras ya. Ya sabemos lo que eso supone: adelantaríamos la recuperación económica.

¿De qué sirve el ingente esfuerzo realizado por las Administraciones Públicas en digitalizar y telematizar la mayoría de los concursos de licitación pública si cuando más podemos aprovechar este cambio y sus enormes ventajas no lo hacemos?

Nos sumamos a esta idea. Que se interrumpan las compras, las obras y aquellos trabajos que conlleven riesgos de contagio es una cosa. Es discutible y cuestionable, en efecto. Sin embargo nada tiene que ver con la posibilidad de que una suerte de procesos administrativos, valoración semiautomática de ofertas, estudio y análisis de documentaciones técnicas para licitaciones o elaboración de propuestas de adjudicación de forma no presencial.

Levantamiento de la suspensión

Ayer mismo, 5 de mayo, se aprobó el Real Decreto-ley 17/2020 por el que se aprueban medidas de apoyo al sector cultural y de carácter tributario para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19.

En su disposición adicional octava este decreto establece el levantamiento de la suspensión y la interrupción de los plazos de los procedimientos de contratación del Sector Público. Esto quiere decir que en los próximos días se reanudarán, entre otras cosas, los concursos de licitación a los que el día 14 de marzo el estado de alarma pilló en pleno proceso y que fueron paralizados.

No hay duda de que es una buena noticia, ya que significa que las consecuencias de esta pandemia están yendo poco a poco a menos y no a más. Asímismo, hemos podido comprobar que el Gobierno incluyó esta propuesta en el Real Decreto de ayer a partir de la propuesta de Compromís.

Del 9 de abril al 5 de mayo han pasado 3 semanas y media, pero si esta enmienda aldecreto ha sido el percutor para relanzar la licitación pública en España, la intervención del señor Baldoví de hace un mes y su ejemplo de las obras de construcción de una escuela pública se merecen un aplauso. Mil gracias. 

¿Te ha sido útil, te ha interesado o gustado este artículo?
[Total: 1   Promedio: 5/5]

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Textos del blog: